Una palabra de libertad y amor cristiano frente a la carta pastoral

Este articulo expresa la valoración del delegado de la Compañía de Jesús en Nicaragua con respecto a la Carta Pastoral sobre la Reconciliación publicada por la Conferencia Episcopal de Nicaragua el 22 de Abril de 1984. http://165.98.12.83/cgi/users/home?screen=EPrint::Edit&eprintid=1795&stag...

Descripción completa

Autor Principal: Universidad Centroamericana,
Formato: Artículo
Idioma: Español
Publicado: UCA Publicaciones 1984
Materias:
Acceso en línea: http://repositorio.uca.edu.ni/1798/
http://repositorio.uca.edu.ni/1798/
http://repositorio.uca.edu.ni/1798/1/Una%20palabra%20de%20libertad%20y%20amor%20cristiano%20frente%20a%20la%20carta%20pastoral.pdf
Sumario: Este articulo expresa la valoración del delegado de la Compañía de Jesús en Nicaragua con respecto a la Carta Pastoral sobre la Reconciliación publicada por la Conferencia Episcopal de Nicaragua el 22 de Abril de 1984. http://165.98.12.83/cgi/users/home?screen=EPrint::Edit&eprintid=1795&stage=core#t A continuación tratamos de explicar la esencia del documento citando algunas líneas tomadas de la parte introductoria del documento: “El día 22 de Abril de 1984, Domingo de Pascua de Resurrección, la Conferencia Episcopal de Nicaragua, publicó una carta pastoral sobre la Reconciliación. La importancia de esta carta nos parece muy grande, por lo que propone y por la reacción que ha suscitado. Como religiosos de la Compañía de Jesús, que “intentamos colaborar con el Colegio de los Obispos en servicio del Evangelio” (así lo expresamos en nuestra última Congregación General aprobada por el Papa), hemos leído con el debido respeto esta carta pastoral y hemos reflexionado sobre ella. Queremos enunciar claramente, al comienzo de esta declaración, el resultado de nuestra reflexión. Nosotros pensamos que la defensa justa de nuestro pueblo frente a la agresión norteamericana, los esfuerzos diplomáticos para detenerla, la amnistía decretada -con pocas exclusiones- en favor de los alzados en armas que las depongan, y el clamor de paz elevado a Dios por la mayoría creyente de nuestro pueblo, son un camino verdadero hacia la reconciliación. Nos parece que la carta pastoral propone otro camino -el dialogo incondicional con los alzados en armas-, que sacrifica los derechos soberanos de Nicaragua y no menciona exigencias válidas tradicionales de nuestra de, previas a la reconciliación y necesarias para ella”.